Conocer el diapasón

Para saber dónde tocar las notas de cada una de las líneas, es importante saber en qué lugares se encuentran cada una de ellas para tener un real conocimiento de qué nota se está tocando.
En una tablatura uno puede encontrar la cuerda y el número de traste en el que se debe ejecutar. Si bien sirve, hay una realidad que es que de esa forma uno no sabe realmente cuál es la nota que toca y sólo se aprenden números. Casi como aprendiendo un código.
Es importante recordar que la música es un lenguaje en el que cada una de sus “palabras” son las notas. Por lo tanto, es necesario saber cuándo las utilizamos para poder decidir si están bien empleadas o no.
Pensar que hay que aprender cada nota, en cada traste, de cada cuerda, parece una tarea titánica. Pero con el uso y aprendiendo algunos puntos específicos, se puede ir recordando de a poco toda la extensión del instrumento.
Lo principal a saber es qué nota genera cada cuerda al aire (sin pisar ningún traste). En el caso del bajo de 4 cuerdas es: 4 – Mi, 3 – LA, 2 – RE, 1 – SOL.
078-01
Luego recomiendo empezar aprendiendo las notas que se encuentran en los trastes marcados. Es decir 3, 5, 7 y 9. Para hacerlo más fácil aún, de la cuarta y de la tercera cuerda.
078-02
Hago un hincapié de comenzar por la cuarta y tercera cuerda, debido a que suelen ser las que más se utilizan (sobre todo si recién estás comenzando en el instrumento). Por lo tanto, son cuatro notas en dos cuerdas, lo que te permite saber dónde se ubican 8 notas distintas.
Moviéndonos por semitono (es decir, el traste siguiente o el anterior) podremos ubicar las notas que se encuentran en los trastes entre medio de los marcados.
078-03
Con esto, se puede asegurar de tener al menos un lugar dónde ejecutar cada una de las 12 notas. Por lo tanto, podría no ser necesario recordar todos los lugares. Con tener seguro los trastes marcados, el resto de las notas pueden deducirse.
Además, hay una regla que nos va a permitir conocer cómo se ordenan las notas en las dos primeras cuerdas. Esto se logra conociendo las octavas de las notas de la cuerda cuatro y tres.
La octava es la repetición de una nota pero luego de haber recorrido las otras siete notas restantes. Por ejemplo de Do a Do, de Re a Re, etc.
La manera de encontrar la octava es: teniendo una nota específica (por ejemplo el SOL; traste 3 de cuerda 4), su octava se encuentra un traste por medio, una cuerda por medio (debajo). Lo que da como resultado que en la cuerda 2 – traste 5, también encontramos un SOL.
078-04
En este caso vamos a buscar las octavas agudas, pero si contásemos con un bajo de 5 cuerdas, también se podría buscar las octavas más graves con el mismo método. En este caso deberíamos usar las notas de la cuerda 3 como la octava aguda y, encontraríamos la octava grave en la cuerda 5 un traste por medio (hacia atrás) y una cuerda por medio (hacia arriba).
078-05
Sabiendo dónde se encuentran cada una de las notas no hay nada que te detenga para tocar lo que quieras. ¿Qué dificultad encontrás para mejorar con el instrumento?

Ariel Gustavo Kaplan es un músico que se desarrolla como bajista, compositor/arreglador, productor y profesor. Si querés tomar clases o trabajar con él en tu proyecto musical, comunicate enviando un mail para más información.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *